Encuentro a través del Blog de Maria Luz un interesante artículo publicado en Cinco Días sobre la comunicación con los ex-empleados en una empresa, y es que realmente muchas compañías aún piensan que la comunicación se centra sólo en relaciones con prensa, y poco más… y desconocen la importancia de una buena gestión de la comunicación interna durante, y después de haber trabajado en la empresa. Es cierto que cuando expongo a veces ideas de este tipo, son muchos los incrédulos que se sorpenden al oír como necesarias prácticas de este tipo; es cierto también que éstas dependen de muchas situaciones y del tipo de compañía. Pero lo innegable es que muchas de ellas en España ya las están poniendo en práctica con bastantes buenos resultados. Este afán por el networking (adoro esa palabra!!) es debido principalmente a dos motivos: la imagen corporativa (un empleado cabreado puede mover montañas) y el oportunismo, muchos de ellos acaban en destinos y actividades donde la posibilidad de hacer clientes y/o contactos es una realidad.

Se me viene un ejemplo de gran escala a la cabeza: La consultoría McKinsey mantiene actualmente un portal que permite a 15.000 ex empleados de 80 países distintos intercambiar opiniones, entablar discusiones y mantener relaciones profesionales. Inmaculada Horrillo, coordinadora del proyecto, recuerda que los profesionales que entran a la empresa ‘forman parte de una cultura única y asumen unos valores comunes’. Todos estos programas se ocupa de que este espíritu permanezca más allá del contrato laboral.

…como poco, interesante…

Artículo completo

Anuncios