Esta mañana recibíamos en la empresa un mail de una alumna que nos felicitaba por haber implantado políticas de RSE (Responsabilidad Social Empresarial) en la misma. Nos comentaba que le había supuesto una grata sorpresa ya que en la gran mayoría de empresas de estos alrededores (sobre todo pymes) ni siquiera sabían que significaba algo así.

Razón no le falta, pero no es necesario irse a conceptos tan grandes para apreciar todo lo que es necesario inyectar al tejido empresarial andaluz. En muchas ocasiones en las que me he puesto a hablar sobre marketing digital, social media, blogs, wikis, feeds, virales, bloggers, microblogging, seo, 2.0… con algunos empresarios de estos alrededores he tenido la sensación de estar hablando en otro idioma totalmente diferente. En algunos casos algo extremos he agradecido que dispusieran de una dirección de correo electrónico (que en un pequeño porcentaje no sabían muy bien como utilizar, apenas la consultaban y ni siquiera era corporativa “pero si el jotmeil ese funciona bien ¿no?”). Imagínense ustedes lo que supone para un empresario así hablarle de las ventajas de una herramienta de microblogging como twitter en su negocio… “mire usted, yo es que con el fax me entiendo mejor ¿sabe?”. Y estoy hablando de empresas hechas y derechas con una gran facturación anual.

Aferrados al tradicionalismo la brecha digital hace mella por estos lugares… pero aquí seguimos, al pie del cañón…